Image Caso

Tuiteracción:
Libertad  

Actúa ahora

Súmate a la Tuiteracción

Sé parte y ayuda a difundir el mensaje, selecciona un tuit.

Mensaje:
El tribunal militar debe cerrar el caso en contra de Rubén González y liberarlo inmediatamente. Ningún civil puede ser procesado ante jurisdicción militar.

Acerca de esta tuiteracción

Rubén González, dirigente sindical de Ferrominera fue detenido en horas de la noche del 28 de noviembre de 2018, en la ciudad de Anaco, estado Anzoátegui (oriente del país), por funcionarios adscritos a la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), mientras se encontraba regresando junto con otros trabajadores de la ciudad de Caracas, luego de haber participado en una marcha nacional convocada por la Intersectorial Laboral de Venezuela en Caracas. 

De acuerdo a testigos, aproximadamente 60 trabajadores fueron abordados en una alcabala militar al momento que se trasladaban en dos autobuses, los funcionarios ocuparon los vehículos, les pidieron sus cédulas de identidad y solicitaron específicamente a Rubén González que los acompañara. 

El 29 de noviembre Ruben González fue informado de que un Tribunal Militar había emitido una orden de aprehensión en su contra por un evento ocurrido el 2 de mayo de 2018 durante una protesta laboral en Ciudad Piar, estado Bolívar. 

El 30 de noviembre de 2018, fue presentado ante el Tribunal Militar Décimo Quinto de Control, con sede en la ciudad de Maturín estado Monagas, donde le imputaron los delitos de “ultraje al centinela, a la Bandera y a las fuerzas armadas, ataque al centinela y ultraje a la fuerza armada”, delitos que aparecen en el Código de Justicia Militar y por el que un civil no podría ser imputado. 

Rubén González se encuentra recluido en la Cárcel de La Pica, estado Monagas, a cientos de kilómetros de sus familiares y sus compañeros más cercanos del sindicato.  

El líder sindical ha estado al frente de las acciones de protesta en Sintraferrominera por más de 70 días para exigir condiciones laborales dignas, en un marco de movilización general de los trabajadores por defender sus convenciones colectivas. Rubén González ha sido objeto de persecución judicial desde hace 10 años por ejercer sus actividades sindicales. 


Escriban inmediatamente: 

El tribunal militar debe cerrar el caso en contra de Rubén González y liberarlo inmediatamente, porque ningún hecho supuestamente cometido por un civil puede ser procesado ante jurisdicción militar.